27 de julio de 2017

Declaración de intenciones

Hay un lugar donde no hay barreras, donde no hay limites, donde no existen las aptitudes paternalistas ni maternalistas, donde el que dirán es solo una anécdota más y menos, donde no importa lo políticamente correcto, donde el escaparate se permite tener la forma que él desea y no lo que el escaparatista le dice que tiene que ser, donde ser divergente y no negarte cualquier camino, atajos incluidos, ejercer todas las posibilidades que te pide el alma y creer y crear por que sí, sin más excusas, está permitido.
Crear con sentido es no tener miedo a ser paria, a que no te entiendan y es el lugar donde la belleza y el pensamiento no son un producto prefabricado ni una obligación.
No hace mucho leí una frase que decía lo siguiente, "Yo soy un universo lleno de posibilidades" y desde siempre he tenido muy claro ese universo de posibilidades en mi y no me da miedo ejercerlo.
Soy una artista altamente sensible y altamente creativa que necesita expandirse y contraerse, inspirar y expirar constantemente y no hay presa que pueda contener esos movimientos que podrían compararse a los pulmonares o coronarios y cada latido y respiración tiene su propia forma llevando a la vez implícito un ciclo de nacimiento y muerte, de mostrarse y ocultarse, de existencia e inexistencia permanente.
En un mundo donde todos buscan una identidad yo reniego de la raíz de la cual procede esa palabra "idem" que significa "igual a", me arriesgo a ser evolucionaria, que no revolucionaria por que las revoluciones también tienen un camino marcado que acaba topándose con algún final, mientras que evolucionar es siempre ir hacia delante sin señales de stop.
He invertido mucho tiempo y energía buscando espacios físicos donde mi locura y mi divergencia fuesen aceptadas y comprendidas y de repente un día te das cuenta de que siempre existió ese espacio más allá de lo físico, está en la mente, en el alma que es el hogar auténtico y genuino del loco y el divergente y también está aquí, en este rincón virtual desde el cual escribo y comparto. Voy a dejar de buscar esos espacios físicos, si tienen que llegar que lo hagan como un encuentro y no como una búsqueda, y todo lo que soy y lo que hago se concentre básicamente aquí donde soy yo sin cortapisas para quien quiera entrar y conocer mi divergencia y mi locura.
Se irán produciendo cambios en el continente y contenido de este espacio y el primero y a partir de este momento será pagar entrada, lo siento, pero para poder seguir manteniendo este rincón personal tal y como quiero he de hacerlo así. Me disculpo por las molestias que pueda causar esta decisión.


Técnica mixta sobre tabla, 20 x 20 cm

VIVIR EN LA PECERA ES MORIR

En la pecera todo es mentira.
No eres más que un boceto sin acabar.
Sal de la pecera si quieres existir


video


video

A veces hace falta un cambio para que algo permanezca donde tiene que estar y sea lo que tiene que ser. A veces volver a encontrarte con lo simple, inocente y liviano te hace darte cuenta. 
Le doy las gracias a todo lo perdido y encontrado últimamente, a lo que aún me quede por perder y encontrar, es un ciclo que no se detiene y me ayuda a saber que es lo que tiene que ser y estar en cada momento. Creer es crear y yo creo y se que merezco vivir de aquello que creo y en lo que creo, es una de las pocas definiciones que me permito y considero de las mayores a las que se puede aspirar.

No hay comentarios: